domingo, 20 de mayo de 2012

CURSO DE MAGIA ANGELICA 3 DE 8



TEURGIA CLASE III
LAS TRES GUIAS
FE: es el santo que lleva mi nombre, él me guía y me guiara en la fe
ESPERANZA: es el santo que tiene fiesta en día en que nací. Él me ayuda en la esperanza.
AMOR: es el santo de profesión o devoción personal. Es el santo que rige la profesión que realizo o la que yo siento por vocación.
NOVENA A LOS TRES SANTOS GUÁS O CUSTODIOS
Se debe tratar de comenzar o terminar el día en que se conmemora.
El día en que hay una fiesta ya sea la de un santo o la de un ángel, ése día el santo no está intercediendo por nosotros sino que está Actuando entre nosotros. Como decían los antiguos “se pasean por el jardín”, Está acá.
En las tres novenas de mis santos guías la estructura es igual (un Padre Nuestro, un Ave a María, el pedido hecho oración y los nueve Glorias), lo que si cambia es como estructurar el pedido.
El pedido para el santo de nuestro nombre que nos guía en nuestra fe es el siguiente:
Siervo vigilante y amigo fiel del Señor San............ dulce patrono mío bajo cuya protección me puso la amorosa Providencia de Dios al darme tú nombre, te pido que me custodies y me guíes en la práctica de la fe. Amen.

El pedido para el Santo del día de nuestro nacimiento que me guiará en la esperanza dice así:
Siervo vigilante y amigo fiel del Señor San............ dulce patrono mío bajo cuya protección me puso la amorosa Providencia de Dios al nacer en el día de tu fiesta, te pido que me custodies y me guíes en la práctica de la esperanza. Amen.

La oración para el Santo de profesión al cual yo tengo devoción o es custodio de la actividad que yo realizo dice así
Siervo vigilante y amigo fiel del Señor San............ dulce patrono mío bajo cuya protección me puso la amorosa Providencia de Dios al elegir la profesión que está bajo tu patrocinio, te pido que me custodies y me guíes en la práctica de la caridad. Amen.
Hay una oración muy antigua y linda que se hace específicamente ése día y que está pensada teniendo el criterio de que en ese día está actuando de una manera más rica y más plena, y por lo tanto le podamos hacer un pedido especial. Y la oración dice así:
Altísimo Señor de todo lo creado, a quien respetan los ángeles, obedecen los Arcángeles, rinden tributo los Serafines y los Santos.
Yo te adoro Señor como centro de todas las perfecciones, autor de todo bien y fuente inagotable de toda santidad. Yo te adoro Señor, te adoro con profundo respeto. San............ hoy en el día en que celebramos tu fiesta te ofrezco el culto y la honra que hoy se te tributa en todo el universo, y te presento mis súplicas junto con las que tus devotos te rinden en todo el mundo.
Uno a ellos mis tibias oraciones y te suplico que me permitas imitarte en el ejercicio de las virtudes en que tanto resplandecisteis.
Aquí se pide una Gracia concreta y fuerte.....................................
Alcánzame del Señor, amoroso protector mío, esta Gracia si me conviene agregando a ella la victoria sobre mis errores para que pueda gozar de tu dichosa compañía en la gloria. Amen.
Es un día en que la oración se encadena hacia un punto, porque en el día del santo que tiene patronazgos universales, en todo el planeta se le está rezando.
Estas oraciones antiguas hay que leerlas despacio porque sino se le puede perder mucha riqueza. Son oraciones para los Santos que uno tiene una devoción o son patronos nuestros. Cuando más se identifican con aquel a quien le piden, más efectivo va a ser en su oración.
Hemos visto los tres santos guías y como acercarnos un poquito más a ellos desde lo formal, como rezarles una forma tradicional de oración, como dedicarles algo. Pero otra cuestión importante que pasa con todos los seres que siendo celestes habitan en la tierra es el tema de los VOTOS. El voto es una práctica mágica muy antigua. Es el tema de la promesa y el voto. También es verdad que mucha gente no los quiere porque les parece que es dar para recibir. Lo que es verdad que en la tradición mágica, popular y antigua la sociedad le daba mucho valor porque la consideraba que moviliza la voluntad del que hace el voto y la energía del que lo realiza es muy fuerte. Lo importante siempre es que humildemente les digo que no hay voto que falle. Pero que si yo digo que voy a ir todos los domingos a misa para estar bien con mi marido, y luego por x razón deja de ir, mi esposo no me va a dejar. Pero tengo que hacerlo porque sino porque no hay otro voto para mí. Difícilmente yo pueda volver a enfocar mi energía y mi fe nuevamente en la dirección que lo hice en ese momento. Un voto es lo que muchos llaman una promesa, desde lo mágico se las consideran infalibles.
Primero es el ofrecimiento y después la respuesta si es benéfico para mí o si yo tengo la fe suficiente para trabajar sobre lo que pido. Pero normalmente circula una relación muy intima entre el que hace el voto y aquel a quien va dirigido. Uno percibe que no se está solo y a medida que se va trabajando, que la energía va circulando uno termina descubriendo que la asistencia llega por más grande que sea el pedido, aunque no se llegue a cumplir en su totalidad. Hay que ver que el voto nunca implique una actitud negativa para el orante o para el operador, no puedo infligir un daño porque eso no es un voto, si puedo pedir algo positivo para el otro, que le genere algo a alguien, haga bien a otra persona.

El hermetismo cree y lo cree la fe: que el dolor es uno solo, para decirlo así, el dolor es una masa que pesa cien kilogramos. Si hay cien personas cada una de ellas lleva un kilo; pero quizás de estas cien, una lleva ochenta gramos y otras solamente dos gramos. Porque hay heridas más dolorosas que otras y personas más fuertes que otras y que la prueba que a unos mata a otros los fortalece.
Hay un misterio que es muy ancestral que es “dolor por dolor”. Para decirlo con sencillez voy a aceptar esfuerzo por esfuerzo, voy a aceptar por ejemplo caminar si quiero hacer una peregrinación, no por uno sino por todas aquellas personas que no pueden caminar o necesitan pedir o por todo lo que uno quiere pedir porque lo necesita, entonces si uno tiene que ir a Lujan, por ejemplo, no va solo por uno y todo ese dolor de piernas que eso implica va sobre la balanza de aquellos que lo pueden llevar, hasta el momento o situación que se pueda, no llevado al extremo en que uno tenga que lastimarse. Esto está muy ligado en relación con que uno no puede tener una imagen o sentimiento de que uno todo lo puede, sino que con sinceridad ofrece lo que uno puede por aquellos que saben que lo necesitan. Entendiendo esto se ve que hay mucho amor escondido en la aceptación de cuestiones que son dolorosamente imposibles de soportar; como pueden ser perdidas importantes o hasta lo irremediable.
A veces pasa por el dolor, otras por el esfuerzo otras por una dedicación a algo.
El mago no es mago para sí mismo; en principio lo es para sí mismo, porque como dicen las escrituras “Medico cúrate a ti mismo”, porque el que no tiene fe para sí no la tiene para otro tampoco.
Donde hay devoción hay energía, hay luz y son focos de atracción de lo celeste. Por eso en los lugares donde se venera a los santos, ángeles, Virgen, etc. hay una escalera donde suben y bajan todo el tiempo. Como ser San Nicolás, Lujan..........
Publicar un comentario